Se estima que la Tierra tiene unos 4,5 mil millones de años, y durante la mayor parte de esta historia ha sido hogar de la vida en alguna extraña forma u otra.

Es más, algunos científicos piensan que la vida apareció en nuestro planeta en cuanto fue lo bastante estable como para darle soporte.

Las primeras pruebas de vida en la Tierra vienen de alfombras fosilizadas de cianobacterias llamadas estromatolitos en Australia que tienen aproximadamente 3,4 mil millones de años. A pesar de su antigüedad, estas bacterias (que aún están por los alrededores hoy día) ya son complejas biológicamente — tienen paredes celulares que protegen su ADN de producción de proteínas, por lo que los científicos piensan que debió comenzar mucho antes, tal vez hace 3,8 mil millones de años.

Pero a pesar de saber aproximadamente cuándo apareció la vida en la Tierra, los científicos aún están lejos de responder a cómo apareció.

“Se han propuesto muchas teorías sobre el origen de la vida, pero dado que es difícil probarlas o desmentirlas, no existe una teoría completamente aceptada”, dijo Diana Northup, bióloga de la Universidad de Nuevo México.

La respuesta a esta pregunta no sólo llenaría uno de los huecos más grandes en la comprensión científica de la naturaleza, sino que también tendría importantes implicaciones para la posibilidad de encontrar vida en otras partes del universo.

Muchas ideas

Hoy existen varias teorías que compiten por explicar cómo surgió la vida en la Tierra. Algunos se preguntan sobre si la vida comenzó en la Tierra, afirmando que en lugar de esto vino de un mundo distante o en el corazón de un cometa o asteroide. Algunos dicen incluso que la vida surgió más de una vez.

“Puede que hayan existido varios orígenes”, dijo David Deamer, bioquímico de la Universidad de California en Santa Cruz. “Normalmente hablamos de “orígenes” en plural para indicar que no afirmamos necesariamente que hubiese un único origen, sino un origen que no fue simplemente ser golpeados por impactos de asteroides gigantes”.

La mayoría de los científicos acuerdan que la vida llegó en un periodo cuando el ARN era la molécula principal, y guiaba la vida a través de sus etapas iniciales. De acuerdo con esta hipótesis de “Mundo ARN”, el ARN fue la molécula crucial par ala vida primitiva y sólo dio un paso atrás cuando el ADN y las proteínas — que realizan su trabajo de forma mucho más eficiente que el ARN – se desarrollaron.

“Muchas de las personas más inteligentes y de mayor talento de mi campo han aceptado que el Mundo ARN no sólo fue posible, sino probable”, dijo Deamer.

El ARN es muy similar al ADN, y aún hoy lleva a cabo numerosas e importantes funciones en cada una de nuestras células, incluyendo actuar como moléculas de transición entre el ADN y la síntesis de proteínas, y funcionar como interruptor para algunos genes.

Pero la hipótesis del Mundo de ARN no explica cómo surgió el propio ARN. Así como el ADN, el ARN es una moléculas compleja fabricada a partir de la repetición de miles de unidades moléculas más pequeñas llamadas nucleótidos que se unen en nos patrones muy específicos. Aunque hay científicos que piensan que el ARN podrían haber surgido de forma espontánea en la Tierra, otros dicen que las posibilidades de que sucediera tal cosa son astronómicas.

“La aparición de tal molécula, dando paso a las funciones químicas, es increíblemente improbable. Sería una apuesta de una en todo el universo”, dijo Robert Shapiro, químico de la Universidad Nueva York. “Al adoptar este punto de vista, tienes que creer que fuimos increíblemente afortunados”.

El principio antrópico

Pero “astronómico” es un término relativo. En su libro,The God Delusion (El espejismo de Dios, el biólogo Richard Dawkins maneja otra posibilidad, inspirada por el trabajo en la física y astronomía.

Supón, dice Dawkins, que el universo contiene un trillón de planetas (una estimación conservadora, dice), entonces las opciones de que la vida surja en uno de ellos no es en realidad tan notable.

Además si, como dicen algunos físicos, nuestro universo es sólo uno de muchos, y cada uno contiene un trillón de planetas, entonces es casi una certeza que la vida surgirá al menos en uno de ellos.

Como escribe Dawkins, “Puede haber universos en cuyos cielos no haya estrellas: pero tampoco tendrían habitantes para notar esa carencia”.

Shapiro no cree que sea necesario involucrar múltiples universos o cometas portadores de vida chocando contra la antigua Tierra. En lugar de esto, él cree que la vida comenzó con moléculas que eran menores y menos complejas que el ARN, que realizaban reacciones químicas simples y que finalmente llevó a un sistema auto-sostenido que involucraba la formación de moléculas más complejas.

“Si retrocedes a una teoría más simple, las posibilidades dejan de ser astronómicas”, dijo Shapiro a LiveScience.

Intentar recrear un evento que tuvo lugar hace miles de millones de años es una tarea desalentadora, pero muchos científicos creen que, como el surgimiento de la propia vida, aún es posible.

“La solución de un misterio de esta magnitud es totalmente impredecible”, dijo Freeman Dyson, profesor emérito de física en la Universidad de Princeton en Nueva Jersey. “Podría llegar la semana que viene o tal vez dentro de mil años”.


No Comments to “¿Cómo surgió la vida en la Tierra?”  

  1. No Comments

Leave a Reply